La cuina d’en Garriga, hoy comemos en casa

la cuinda den garriga4

La verdad es que el rojo intenso de su puerta, la tipografía dorada con mayúsculas alargadas y su pequeña despensa en la entrada con look de Colmado para no olvidar sus orígenes, hacen que La cuina d’en Garriga estuviera desde hace tiempo en mi wish list de restaurantes en Barcelona. Solo me hago una pregunta, ¿Por qué no he ido antes a este lugar?

Su entrada, más digna de un bistrot de París que de un local de “l’Eixample”, hace que entre con la mentalidad de saludar con un pronunciado “bonjour”, si no fuera porque pronto veo a algunas caras catalanas conocidas.

Es viernes y me encuentro allí con Núria y Xavi, que no les veo desde el día de su boda y tienen novedades por contar (aunque enseguida  me informan de que no se trata de un embarazo). También vendrán Iñaki y Elena que han abandonado Berga para pasar el fin de semana de jolgorio en la ciudad.

Después de repartirnos mil besos nos quedamos en la entrada a tomar una copa de vino acompañada de quesos, mientras observamos la máquina de cortar el embutido, la caja registradora, la báscula, los productos que venden y los mil detalles que hacen que no pueda parar de disparar fotos.

la cuina den gariga bascula              cuina den garriga despensa

En el fondo del local una mesa preparada con exquisito gusto te hace pensar que te encuentras en la bonita cocina de una maison, decorada con numerosos utensilios, expuestos con glamour que hacen que dispare unas fotos más antes de llegar a nuestra mesa.

Nos recibe el simpático Xavi, encargado del local y hermano de Helena, la dueña. Xavi es atento, controla todos los detalles y hace que enseguida nos sintamos como en casa. De hecho hace que sintamos que hoy comemos en la cocina, en La cuina d’en Garriga.

El abuelo de Xavi y Helena encontró en París un gran secreto para las digestiones pesadas, el sifón, símbolo destacado que inspira a la decoración del lugar y referencia importante del vermut y las tradiciones, valores que transmiten a la perfección.

Nos sentimos más en casa después de que llegue Albert, el hermano una amiga del pueblo, y que ocupe con Adelle y un grupo de amigos la mesa grande que tenemos a dos pasos. Con este bonito grupo la cocina queda completa y la bodega también.

Les Cousins del Priorat da la señal de salida a nuestro festín marcado por Burrata, jamón, huevos con butifarra, steak tartar, salmón y dorada.

la cuina den garriga priorat              la cuina den garriga jamon la cuina den garriga ou              cuina la cuina d'en garriga

No tienen platos para celíacos pero si leéis la carta podéis quedaros muy tranquilos, es una carta sin fritos, sin harinas y con productos de gran calidad. De hecho la carne es de Santa Cristina y para nosotros, habitantes del pueblo vecino, esto son unos puntos de más.

El largo “sobretaula”, símbolo de que estamos muy a gusto y de que nos han pasado las horas volando, marcan el final de este encuentro.

interior la cuina d'en garriga             la cuina den garriga xavi

amigas la cuina d'en garriga       la cuina den garriga els 4

Volveremos, volveremos más de una vez, porque después de solo una visita La cuina d’en Garriga ya está entre mis sitios favoritos de la ciudad. Me han quedado platos por probar, detalles por observar y rincones por descubrir. Au revoir!

5corazones

Visita la web de: La cuina d’en Garriga | lacuinadengarriga.com


Ver mapa más grande

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Comment *